9/27/2011

“INTERVENCIONES PSICOTERAPEÚTICAS DE URGENCIAS”

http://www.ipsicoc.com/ppubdet.php?pubid=52&cpuid=15

“Nadie puede librar a los hombres del dolor, pero le será perdonado a aquel que haga renacer en ellos el valor para soportarlo”


Actualmente ha ido proliferando en todo el mundo la preocupación por los efectos psicosociales de las emergencias y desastres, así como los grupos de psicólogos que se interesan por intervenir en estas circunstancias, conformando los equipos de primera respuesta, organizando sociedades o grupos de intervención locales creando redes nacionales de ayuda psicológica. En el Perú por Ej. Tenemos la Sociedad Peruana de Psicología de Emergencias y Desastres.
Diversas investigaciones (Schuchter y Zisook, 1987) sobre los beneficios de la primera ayuda psicológica afirman que una intervención adecuada: a) tiene una influencia positiva sobre las reacciones psíquicas de la víctima, ayudándola a recuperar el equilibrio roto por la situación que está viviendo; b) favorece la resolución de secuelas psicológicas que quedan después del acontecimiento traumático y, c) también repercute en el personal que interviene, facilitando la noción de control de la situación y, por tanto, el control de sus propias reacciones.
Peligro y Oportunidad” es el doble significado que los chinos dan a la palabra crisis.
Definición de crisis – Estado temporal de trastorno y desorganización, caracterizado principalmente por la incapacidad del individuo para abordar situaciones particulares utilizando métodos acostumbrados para la solución de problemas y potencial para obtener un resultado positivo o negativo.
Intervención en Crisis
· El origen de la intervención en crisis moderna se remonta a los trabajos de Eric Linderman del Massachussets General Hospital el cual desempeñó un papel activo en la ayuda a los sobrevivientes y a los familiares del incendio del club nocturno Coconut Grove el 28 de Marzo de 1942 donde perecieron 439 personas. El informe clínico sobre los síntomas psicológicos de los sobrevivientes se convirtió en la piedra angular para las teorizaciones sobre el proceso de duelo y el significado de la crisis en la vida realizadas por Gerald Caplan del Massachussets General Hospital y del Harvard school of public health.
· “proceso de ayuda dirigido a auxiliar a una persona o familia a sobrevivir un evento traumático, de modo que la probabilidad de efectos debilitantes (estigmas emocionales, daño físico) se minimiza y la probabilidad de crecimiento (nuevas habilidades, perspectivas y opciones en la vida) se maximiza” (Slaikeu, K., 1996)
· Para Raquel Cohen, es una técnica de intervención activa que restaura la capacidad del individuo para resolver la Crisis manejar la situación de estrés en la que se encuentra, utilizando para ello la educación y la interpretación de los sentimientos que se producen después del desastre .ayudando a la persona a recobrar la sensación de competencia y esperanza.
Principios Teóricos
Moos (1976) identifica 4 influencias teóricas en la teoría de la crisis. La primera es la de Charles Darwin sobre evolución y adaptación de los animales a su ambiente. Estas ideas permitieron desarrollar la ecología humana explicando los mecanismos adaptativos del ser humano con su medio. Una segunda influencia se basa en las teorías de la motivación y el impulso para el logro de la realización (Maslow 1954 Rogers 1961). El enfoque de Erickson (1963) del ciclo vital del desarrollo proporcionó una tercera influencia para la teoría de la crisis; Y por último una cuarta influencia la tuvieron los estudios empíricos sobre el estrés
Principios Clínicos


Oportunidad: La Terapia Breve, es el tratamiento que se elige en situaciones de crisis; el proceso de ayuda para que las personas puedan recuperar el equilibrio después del incidente puede tomar en promedio de 1 a 6 semanas. Puesto que la experiencia de crisis es un periodo de alto riesgo para la persona como para su familia, se requiere que la ayuda esté disponible de modo inmediato y en una ubicación de fácil acceso. El énfasis en la oportunidad se calcula para reducir el peligro y, al mismo tiempo, para capitalizar la motivación del paciente para hallar un nuevo planteamiento para enfrentarse con las circunstancias de la vida.

Metas: Ayudar a la persona a recuperar un nivel de funcionamiento equilibrado que tenía antes del incidente que precipitó la crisis o potencialmente creativo que le permita superar el momento crítico.

Valoración: Es importante que la valoración abarque tanto la fortaleza como la debilidad de cada una de los sistemas implicados en la crisis. La información acerca de qué está vulnerable en la vida de una persona se complementa con la información acerca de qué es aún funcional. Las fuerzas y recursos sociales pueden y deben utilizarse para ayudar a una persona a arreglárselas con la crisis. (En este acápite se hace imprescindible tener en cuenta el Perfil CASIC: Conductual, Afectiva, Somática, Interpersonal y Cognitiva)

Primeros Auxilios Psicológicos

La primera ayuda psicológica necesita brindarse de inmediato, al igual que la asistencia física por aquellos que tuvieron el primer contacto con la victima. Esos procedimientos toman poco tiempo (minutos u horas), y puede proporcionarlos un gran número de asistentes comunitarios.

La técnica de los primeros auxilios psicológicos en casos de desastres fue preparado por la APA fue traducido y adaptado al Perú por el Dr. Baltazar Caravedo y publicado por la revista militar del Perú en 1972.

Componentes de los P.A.Ps.

Realización del contacto psicológico: Se define este primer contacto como empatía o "sintonización" con los sentimientos de una persona durante una crisis. La tarea primaria es escuchar cómo la persona en crisis visualiza la situación y se comunica cualquiera que sea el entendimiento que surja. Existen varios objetivos para la realización del primer contacto psicológico, el primero es que la persona sienta que la escuchan, aceptan, entienden y apoyan, lo que a su vez conduce a una disminución en la intensidad de la ansiedad.

Analizar las dimensiones del problema: La indagación se enfoca a tres áreas: pasado inmediato, presente y futuro inmediato. El pasado inmediato remite a los acontecimientos que condujeron al estado de crisis. La indagación acerca de la situación presente implica las preguntas de "quién, qué, dónde, cuándo, cómo"; se requiere saber quién está implicado, qué pasó, cuando, etc. El futuro inmediato se enfoca hacia cuáles son las eventuales dificultades para la persona y su familia; por ejemplo: las necesidades que puede tener un adolescente para pasar la noche o la semana, después de haberse fugado de la casa.

Sondear las posibles soluciones: Se refiere a identificación de un rango de soluciones alternativas tanto para las necesidades inmediatas como para las que pueden dejarse para después, identificadas de manera previa. Esto es llevar a la persona en crisis a generar alternativas, seguido de otras posibilidades. Una segunda cuestión es la importancia de analizar los obstáculos para la ejecución de un plan en particular.

Asistir en la ejecución de pasos concretos: Involucra ayudar a la persona a ejecutar alguna acción concreta, el objetivo es en realidad muy limitado: no es más que dar el mejor paso próximo, dada la situación. El interventor tomará una actitud facilitadora o directiva en la ayuda al paciente para tratar con la crisis.

Seguimientos para verificar el progreso. Implica el extraer información y establecer un procedimiento que permite el seguimiento para verificar el progreso. El objetivo es ante todo completar el circuito de retroalimentación, o determinar si se lograron o no las metas de los primeros auxilios psicológicos: el suministro de apoyo, reducción de la mortalidad y cumplimiento del enlace con fuentes de apoyo.

Terapia Multimodal para Crisis

La terapia para crisis, por otro lado, esta encaminada a facilitar la resolución psicológica de la crisis, evitando que la persona presente secuelas psicofisiológicas como consecuencia del suceso. Ello toma más tiempo (semanas o meses), pero es más eficaz cuando coincide con el periodo de desorganización. La proporcionan terapeutas y consejeros con conocimiento específico en técnicas de evaluación y tratamiento.

Los 5 Subsistemas: Perfil CASIC

Conductual: Se refiere a la actividad patente, en particular trabajar, jugar y otros patrones de dieta y sueño y el uso de sustancias psicoactivas. Al valorar el sistema conductual de una persona, se da atención a los excesos y carencias, antecedentes y consecuencias de los comportamientos clave y las áreas de particular fortaleza y debilidad.

Afectivo: Incluyen un rango completo de los sentimientos que un individuo puede tener acerca de cualquiera de estos comportamientos, de un incidente traumático o de la vida en general. También se da atención a la valoración de la adecuación social, o a la competencia entre el afecto y distintas circunstancias de la vida.

Somático: Se refiere a todas las emociones corporales que abarcan la sensibilidad al tacto, el sonido, la percepción, el gusto y la visión. Los datos sobre el funcionamiento físico general, que incluye los dolores de cabeza, las molestias estomacales y salud general, se codifican aquí.

Interpersonal: Incluye datos sobre la cantidad y calidad de las relaciones sociales entre la persona y su familia, amigos, vecinos y trabajadores. Se pone atención al número de contactos en cada una de estas categorías, y en la naturaleza de las relaciones, en particular el papel que juega el paciente con distintos allegados.

Cognitiva: Se incluyen imágenes o representaciones mentales con respecto a la vida, los recuerdos sobre el pasado y las aspiraciones para el futuro, así como las reflexiones no controladas de manera relativa, tales como los sueños diurnos y nocturnos. La cognición es una clasificación que se utiliza para referirse al rango completo de los pensamientos que las personas hacen sobre su comportamiento, sentimiento, etc.

Principios Básicos de la psicoterapia cognitiva de urgencias (PCU)

La evaluación de los significados personales implicados en la urgencia a través de la narrativa de la historia clínica.

La evaluación del estado emocional más predominante y disfuncional

La evaluación del estado físico y somático inmediato.

La evaluación de los problemas relacionales actuales o desencadenantes.

La evaluación de los problemas conductuales actuales.

La selección de procedimientos cognitivos de intervención según el orden de activación de la urgencia.

La selección de procedimientos de exploración y expresión afectiva según el orden de activación de la urgencia.

La selección de procedimientos de tipo médico y sensorial según el orden de activación de la urgencia y su gravedad.

La selección de procedimientos de tipo interpersonal según el orden de activación de la urgencia.

La selección de procedimientos de tipo conductual según el orden de activación de la urgencia.

Métodos de Intervención en la PCU
n . Cognitivos:

Explorar y aplicar el modelo A-B-C

Debate cognitivo de exigencias

Inoculación al estrés

Diarios personales para comprobar significados subjetivos

psicoeducación

n M. Afectivos

Focalización

Inducción de escenas cargadas afectivamente

Silla vacía

n . Somáticos

Relajación

Hipnosis

Consejo médico

Psicofármacos

n M. Interpersonales

Entrevista y orientación familiar

Entrevista y orientación de pareja

Consejo conductual para familiares

Observación participante

n M. Conductuales

Ensayo, modelado y rol-playing

Exposición – desensibilización sistemática

Entrenamiento asertivo – HH.SS. Básicas

Asignación de tareas

Algunas Investigaciones


LA FORMACIÓN EN PRIMEROS AUXILIOS PSICOLÓGICOS Y EMERGENCIAS EN EL TÍTULO DE GRADO EN PSICOLOGÍA
Resumen


En el nuevo marco universitario que dibuja la adaptación de las titulaciones al Espacio Europeo de Educación Superior, se propone que el titulado de grado en Psicología acabe la carrera con las competencias básicas mínimas de ayuda psicológica que le permitan enfrentarse a situaciones de emergencia inesperadas y reaccionar de manera profesional sin empeorar la situación o perjudicar el estado de las víctimas, y con una mínima seguridad en lo que debe hacer o, por lo menos, en lo que no debe hacer. Se considera que debería tener, como mínimo, el mismo nivel de formación que tienen otros colectivos que habitualmente se encuentran implicados en una emergencia (personal sanitario, bomberos, voluntarios, etc.) con el fin de que no estén en inferioridad de condiciones en lo referente a la manera de proporcionar primeros auxilios psicológicos a víctimas. Se propone un programa formativo para el título de grado en Psicología.


INTERVENCIÓN PSICOLÓGICA INMEDIATA CON VÍCTIMAS DE UNA CATÁSTROFE NATURAL
José Antonio Aranda Romero


Programa Municipal de Drogodependientes. Ayuntamiento de Parla.
En este artículo se describe la intervención psicológica inmediata y sobre el terreno, con los familiares y las víctimas de la riada que arrasó el camping "Las Nieves" en Biescas (Huesca) el 7 de Agosto de 1996.
Concretamente se analiza:
- Las características de las personas que acudían a la Pista de Hielo de Jaca para realizar las identificaciones de los cadáveres.
- El proceso de estructuración familiar que posibilitaba el afrontamiento de esta tarea.
- El procedimiento de atención seguido por los psicólogos y los voluntarios.
- Cuestiones relativas al diseño ambiental del espacio en el que trabajaban.
- Los objetivos generales que orientaban la intervención según se tratase de personas que cumplían con los criterios diagnósticos de estrés post-traumático o los familiares que no habían sufrido la riada.
- Las técnicas cognitivo-conductuales aplicadas a estos casos.
- El impacto emocional sobre el personal que realizaba tareas asistenciales.
Y, por último, se ofrecen las razones que a juicio del autor, ponen de manifiesto la necesidad de contar con profesionales de la psicología clínica en la respuesta institucional ante este tipo de catástrofe natural.


Tratamientos psicológicos eficaces para el estrés posttraumático
Mª JoséBáguena Puigcerver
Universidad de Valencia


El objetivo de este trabajo es el de ofrecer una revisión de los tratamientos psicológicos y farmacológicos que la investigación ha probado como más eficaces en el tratamiento del trastorno por estrés posttraumático (TEPT). Por lo que se refiere a los tratamientos psicológicos, los estudios más rigurosos se han llevado a cabo en el contexto de los acercamientos conductual-cognitivos. La evidencia empírica sugiere un mayor respaldo para la exposición prolongada (EP). También la reestructuración cognitiva y las técnicas para el manejo de la ansiedad dan lugar a efectos positivos a la hora de aliviar la sintomatología post-traumática. La investigación más reciente se dirige a la creación de programas de tratamiento que integran los distintos componentes mencionados. También, se anota la posible eficacia de la hipnoterapia. Por otra parte, se han utilizado diferentes tipos de fármacos para el tratamiento del TEPT. A pesar de los efectos beneficiosos que producen algunos de ellos para aliviar los diferentes síntomas, con frecuencia se han registrado efectos colaterales para casi todos ellos.


Functional Contextual Processes in Posttraumatic
Stress
John T. Blackledge*
University of Nevada, Reno, USA
RESUMEN


En el presente artículo se detalla una conceptuación contextual funcional del estrés postraumático. El modelo preliminar presentado considera el papel de diversos procesos psicológicos que funcionan para aumentar la exposición de las víctimas de trauma a la estimulación aversiva y para reducir su acceso a fuentes de reforzamiento positivo estables y a largo plazo. Estos procesos incluyen la fusión cognitiva con evaluaciones negativas, reglas conductuales problemáticas, y sucesos traumáticos. Otros procesos estudiados incluyen la evitación experiencial, los déficits y excesos en habilidades, problemas de discriminación de estímulos, los efectos a largo plazo de la elevación del arousal fisiológico y las barreras físicas al reforzamiento positivo impuestas por el trauma. El artículo concluye con una discusión sobre las implicaciones para la evaluación y el tratamiento.
Investigaciones y experiencias Nacionales

En nuestro país se han realizado también varios esfuerzos por estudiar el comportamiento humano en emergencias y desastres, siendo el primero de ellos el que realiza el Dr. Raúl Jerí (terremoto de 1970) quien describe las perturbaciones psicológicas observadas en los desastres y la importancia de tratarlas rápidamente; coincidiendo con los postulados de Kingston y Rosser (1974) que opinaban sobre la necesidad de la presencia de profesionales en salud mental en el área del desastre.

En la década de los 90, se realizan algunas investigaciones psicológicas de corte descriptivo (terremoto de Rioja 1991, inundación del Río Rimac 1996, impacto del fenómeno de “El Niño” 97-98). En 1996, el psicólogo S. Valero, después del accidente del avión Faucett en Arequipa, intenta por primera vez en el país, realizar un estudio en los integrantes de los equipos de primera respuesta que participaron en la recuperación de los cuerpos del accidente.



Labor con damnificados del incendio de “Mesa Redonda” en “Huerta Perdida”: “Propuesta de Intervención Psicológica en Emergencias y Desastres”
Ps. Jorge Shimabukuro


RESUMEN


Se planificó una labor de intervención psicológica de ocho sesiones con un grupo de niños sobrevivientes y de la comunidad con el fin de integrarlos a sus actividades cotidianas con el menor costo traumático posible.

Descripción De Las Sesiones

Dinámica de presentación.

Dramatización y Protocolo Inicial de Intervención.

Habilidades Sociales y Técnicas de Modelado en arcilla. Protocolo “El Abrazo de la Mariposa”.

Integración Grupal, expresiones gráfico-plásticas y administración de Escala de Autoconcepto.

Integración Grupal (autoeficacia), Técnica del Dibujo Espontáneo y Administración de Escala de Autoconcepto.

Dinámica Grupal con Técnicas Participativas y Desmovilización Psicológica, cierre y despedida.


IMPACTO PSICOLÓGICO EN EL TRABAJO EN EMERGENCIAS Y DESASTRES EN EQUIPOS DE PRIMERA RESPUESTA
Luis Condori, Alejandra Palacios, Violeta Ego-Aguirre


RESUMEN


Estudio realizado en un equipo interdisciplinario de primera respuesta que participó en el incendio del centro comercial de Mesa Redonda y en otros eventos. Compuesto por 26 miembros, hombres y mujeres con un promedio de edad de 41 años y que han recibido adiestramiento y capacitación en la atención de emergencias y desastres. Se aplicó una Hoja de Datos Personales y un Cuestionario confeccionado por los autores, con el objeto de evaluar el impacto psicológico y la presencia de reacciones adversas después de ocho meses de participar en el incidente de Mesa Redonda. Se indaga en los niveles físico, emocional, cognitivo, conductual y cambio de vida y acerca de la duración de estos cambios. Asimismo se confeccionó una Guía de Primeros Auxilios Psicológicos para ser distribuida entre los integrantes de los equipos de primera respuesta, a fin de informarles sobre los aspectos psicológicos que pueden intervenir en su labor de emergencistas. Los resultados del estudio señalan la presencia de reacciones al estrés en la muestra estudiada.

Conclusiones:

La psicoterapia de Urgencias es una poderosa herramienta que ha sido desarrollada para hacer frente a situaciones de crisis experimentadas por diversas circunstancias sean naturales o provocadas y que requieren de una intervención inmediata para resolver los efectos traumáticos del impacto psicológico y físico de las personas afectadas.

La intervención psicológica en situaciones de crisis ha ido cobrando importancia a nivel mundial y se reconoce que son los psicólogos los que mejor preparados se encuentran para hacer frente a la responsabilidad de intervenir como equipo de primera respuesta psicológica, prueba de ello es que en el Perú el equipo de psicólogos que intervino en el desastre de Mesa Redonda logro realizar una labor impresionante tanto con los sobrevivientes como con los familiares de las victimas del incendio, caso que fue reconocido por el Ministro de Salud de entonces Luis Solari.

La gran variedad de casos hospitalarios, patologías psiquiátricas, trastornos psicológicos, comportamientos de riesgo requieren de personas capacitadas para hacer frente ante la emergencia, la primera ayuda psicológica es crucial para la resolución de la crisis, muchas instituciones dedicadas a emergencias ya cuentan entre sus filas con psicólogos emergencistas, como bomberos, defensa civil, y en otras instituciones el psicólogo está en condiciones de hacer la labor de intervención en crisis como en el INPE, Info Salud, CEDRO, entre otras instituciones.


Bibliografía Consultada


- Araya, C. (2001) Psicoprevención y Psicología de la Emergencia Santiago Infolink y Kartel Publicidad.
- Ruiz, J y Colbs. (1999) Psicoterapia Cognitiva de Urgencia
- Slaikeu, K. (2000) Intervención en Crisis Manual para práctica e investigación. 2da edic. Bogotá Manual Moderno
- Valero, S. (2000) Paradigmas Revista psicológica de actualización profesional Año 1 Vol. 1 Nº 1 y 2 – 2000. Perfil del Psicólogo Emergencista Pág. 127 – 133.
- Valero, S. (2001) Paradigmas Revista psicológica de actualización profesional Año 2 Vol 2 Nº 3 y 4 – 2001. Psicología en Emergencias y Desastres: Una Nueva Especialidad. Pág. 129 – 140.


Páginas Web
- www.who.int/es
- http://spaces.msn.com/members/intervencionencrisis
- http://psicologia.udg.es/revista/publicacions/01/cast/04(1)_Cast.pdf Revista Intervención de Urgencias Enseñanza de la Psicología: Teoría y Experiencia (2005), 1 (1).
- http://sisbib.unmsm.edu.pe/bibvirtual/libros/psicologia
- www.cuadernodecrisis.com
- www.crid,or.cr/crid
- www.universidadperu.com
- www.uji.es/bin/pub/edicions
- www.ipse-psicologia.com
- www.aepc.es/index2.html
- www.grupoisis.com
- www.copmadrid.org/documentos.asp
- www.cop.es/papeles/papeles.asp
- www.psicothema.com Psicothema 2001 Vol 13 Nº 3 pp 479 – 492
- www.ijpsy.com International Journal of Psychology and Pssychological Therapy 2004 Vol 4 Nº 3 pp 443 - 467