4/16/2011

PROCEDIMIENTO DE ORGANIZACIÓN DEL ENTORNO EN ACCIDENTES DE TRÁFICO (II)

CUANDO NO HAY PROTECCIÓN VIAL PARA EL SINIESTRO.
·Por ausencia de señalización: vertical portátil, luminosa móvil o portátil y

·Por ausencia de personal, - agentes -, señalizando y regulando el tráfico... Se debería habilitar una señalización provisional, para asegurar la asistencia, pues uno o dos agentes nunca podrán sustituir a 14 señales ubicadas con antelación y progresión suficientes.

PROTECCIÓN VIAL Y CONDICIONES (en ambos sentidos antes del siniestro):
La propuesta que se muestra en gráficos, está basada en un estudio exhaustivo, considerando: distancias del tiempo de reacción (conductor estándar) y distancias de frenado y está experimentada, incluso en condiciones de adherencia irregular por neumáticos o por el firme viario en mal estado en las que se duplica la distancia de frenado total.

·Las señales se ubicarán en el arcén o fuera de la vía de forma visible y a la distancia indicada desde el perímetro del siniestro, (incluyendo los coches asistenciales).

·Se reforzará con señalizadores intermitentes luminosos (luz ámbar), en las primeras y últimas señales, cuando la intensidad lumínica sea baja y en horario nocturno.

·Se protegerá, reconduciendo el tráfico, con bolos o tetrápodos, la zona de vehículos accidentados y asistenciales para impedir el acceso a éstos.

·Dos agentes, asistentes o en su defecto colaboradores dispuestos, se colocarán a 30/50 m del siniestro para regular/reconducir el tráfico. Todo ello en ambos sentidos de circulación.

Ver gráficos: - Señalización para ocupaciones viales en autopistas y autovías
- Señalización para ocupaciones viales en carreteras nacionales o de inferior categoría



SIEMPRE QUE NO HAYA OTROS RIESGOS PARA LA DOTACIÓN, LAS VÍCTIMAS, OTROS ASISTENTES, LOS VEHÍCULOS Y/O EL ENTORNO.


Una vez ejecutada la señalización vial de los gráficos anteriores, estacionaremos los vehículos relativamente aproximados al lugar del siniestro o de la/s víctima/s:

·Ubicando los vehículos de emergencia, delante y detrás de los siniestrados en el sentido longitudinal de la vía, para no obstaculizar el tráfico en el espacio vital o ancho de la calzada y/o a otras unidades.

·No estacionemos al limite de intersecciones para no dificultar la visibilidad de peatones y vehículos que, por ello, pudieran ser víctimas de otros accidentes.

VEHÍCULO DE BOMBEROS, AUTOBOMBA URBANA O RURAL CON RESCATE:
·Se situará, rebasando el siniestro tanto si la ocupación vial es derecha, izquierda o central, a una distancia de 5 metros del vehículo siniestrado más próximo, con objeto de alcanzar mayor operatividad del material de extinción y de rescate.

·Se colocarán en forma oblicua (aproximadamente a 30º con respecto al eje de la vía), generando una barrera física de protección para víctimas, intervinientes y terceros entre el tráfico rodado y todos éstos.

·Si el vehículo lleva su material de rescate a la izquierda y la bomba de extinción en la trasera, el vehículo se dejará orientado, según el sentido de marcha, hacia el lado izquierdo de la calzada y si el material lo lleva a la derecha se orientará hacia la derecha.

VEHÍCULO DE RESCATE LIGERO DE BOMBEROS O DYA:
·Se situará de forma oblicua (30º) pero sin rebasar la ocupación vial a unos 5 metros de ésta, estableciéndose estas opciones:

1.Cambiar de sentido el vehículo (180º o de espaldas al siniestro) y orientarlo hacia el mismo lado en el que se porta su material de rescate. Si el material va en la trasera es indiferente.

2.Si no cambiamos de sentido el vehículo, de cara al siniestro orientarlo hacia el lado contrario al que se encuentra su material de rescate, es decir: vehículo con rescate a la derecha orientarlo oblicuamente (30º) hacia la izquierda, si lo lleva a la izquierda orientarlo hacia la derecha, de este modo tendremos el material más accesible y estaremos más protegidos. Si el material va en la trasera, estaremos desprotegidos cuando nos encontremos en el carril derecho, por lo que debemos permanecer alerta.

·Los vehículos tendrán la señalización de urgencia y luces de cruce conectada, cubriendo la trayectoria del tráfico con su envergadura en la forma ya explicada de tal forma que ningún vehículo penetre en la zona de víctimas, asistentes y terceros. En todo caso, se dejará un espacio para paso seguro de camillas por la zona de arcén si es viable.

VEHÍCULOS DE ASISTENCIA SANITARIA Y AMBULANCIAS (SAMU O SAMU / UCI):
·Las ambulancias, coches médicos, etc., se ubicarán delante de la autobomba, pues no son herramientas en sí, sino medios de transporte para Médicos, DUE, ATA, etc. y sus materiales y equipos. Y entre ellas existirá una distancia de 2 m como mínimo.

Un procedimiento adecuado sería preparar durante el trayecto, el material necesario: material de recogida y transporte, inmovilización, mochila de ataque, monitor, etc. sobre la camilla de la ambulancia y al llegar, descargar la camilla y luego estacionar el vehículo.

VEHÍCULOS POLICIALES:
·Los vehículos policiales deben situarse los primeros o más lejanos al siniestro, como refuerzo de la señalización o señalización móvil, dada su movilidad longitudinal, en caso de retenciones importantes, con el fin de advertir anticipadamente a curvas, cambios de rasante, etc., sin visibilidad, si sólo hay uno ubicarlo en el sentido de mayor riesgo.

·Los agentes se pueden situar entre 30 y 50 m antes del siniestro, como recurso para reforzar la señalización, reconducir la desviación y regular el tráfico de modo simultáneo o alternativo. Además pueden proteger limitando el acceso de curiosos y no cooperantes.

Es evidente que la protección del riesgo en los siniestros, la tienen que dar los equipos de rescate, especialmente los bomberos, entenderlo así y asumirlo nos ahorrarán esfuerzos y complicaciones.

Cualquier vehículo siniestrado presenta riesgos de incendio, por múltiples causas y además en algunos de ellos pueden complicarse por transportes de alto riesgo sin que lo sepamos, por ejemplo: botellas de camping gas, butano, armas de caza, botellas de oxígeno, buceo, etc.

·En intervenciones domiciliarias en las que hay dificultad para estacionar, valorar la posibilidad de hacerlo sobre aceras o vados dejando espacio para peatones y vehículos.

·En las intervenciones de envergadura, solicitar el cierre de la zona o tramo afectado, calles, manzanas, carretera, autopista, etc., reconduciendo el tráfico por vías alternativas.

OTRAS CONSIDERACIONES.
Cuando se proceda a la ubicación de vehículos de intervención considerar, además de la señalización vial existente o la portátil ubicada a tal fin:

·El tipo de Vía:

- Autopista, autovía, carretera,
- Calle, plaza, rotonda, intersección,
- Carril de aceleración o deceleración, puentes, túneles u otros;

·El nivel de ocupación vial – dado por la ocupación de:

- los vehículos,
- las víctimas y
- el espacio necesario para la asistencia con garantías de seguridad.

Ver gráficos:
- Ocupación vial derecha, izquierda o central
- Ocupación vial izquierda y derecha
- Ocupación vial en autopista
- Ocupación vial total en autopista
- Ocupación vial total
- Ocupaciones viales y vehículos con rescate en lateral derecho o izquierdo
- Ocupaciones viales y vehículos con rescate en trasera