3/07/2011

Alimentos que debemos evitar antes de dormir...


Alimentos que debemos evitar antes de dormir...

Cuántas veces nos hemos ido a dormir y no hemos podido por sentirnos pesados y con malestar? Esto se debe probablemente a que hemos ingerido alimentos nada recomendables antes de acostarnos, ya que son difíciles de digerir para el organismo. Por este motivo debemos saber cuáles son los alimentos menos recomendables por la noche.

A medida que pasa el día nuestro cuerpo va adquiriendo diferentes estados, y es que la velocidad metabólica no es la misma a lo largo de toda la jornada. En la últimas horas del día nuestros biorritmos funcionan más despacio, por lo que la digestión no es tan rápida como a lo largo del día, lo que nos hace controlar más lo que ingerimos y facilitar de esta manera la tarea a nuestro aparato digestivo, además de conseguir dormir mejor y descansar.

Existen determinados alimentos que por el día son muy saludables y necesarios, pero al anochecer nos pueden perjudicar más que mejorar nuestra salud. Se trata de alimentos que inflaman nuestro estómago y nos producen una serie de molestias derivadas del proceso de fermentación que llevan a cabo en el estómago. Es importante que tengamos en cuenta los alimentos que pueden producirnos este malestar para evitar comerlos por la noche.

Entre los alimentos considerados pesados por la noche destacan los que tienen un alto contenido graso. Las grasas siguen un complejo proceso hasta que son digeridas en su totalidad, por lo que ralentizan mucho la digestión haciendo que ésta sea más pesada e incómoda. Algunos alimentos que debemos evitar por su contenido graso son los helados, los embutidos, el chocolate, los alimentos fritos…

Las frutas pueden ser otro de los alimentos que junto a las verduras y los zumos cítricos pueden causarnos malestar, y es que son un tipo de alimentos que al fermentar en el estómago generan una serie de ácidos que pueden hacer que se cree una sensación de acidez, a la vez que se estimulan los nervios del estómago que se sensibilizan y pueden hacer que sintamos aún más hinchado el estómago. Algo similar sucede con las comidas muy condimentadas, ya que irritan las paredes del estómago.

Es importante evitar alimentos ricos en lácteos, sobre todo si tenemos intolerancia a la lactosa, ya que nuestro sistema digestivo se verá muy perjudicado, y notaremos un malestar general. Las legumbres son otro tipo de alimentos que debemos evitar por la noche, ya que nuestro cuerpo segrega una serie de enzimas para digerirlas, si no estamos habituados a comer legumbres los niveles de esa enzima son pequeños, lo que nos dificultará su digestión.

Es importante que tengamos esto en cuenta para poder acostarnos y descansar tranquilamente, pues la digestión correcta nos ayudará a relajarnos y mantener un descanso óptimo, para levantarnos al día siguiente como nuevos y dispuestos a afrontar una nueva jornada.

8 Consejos para alimentarse correctamente y sentirse saludable.

Seguro que en más de una ocasión habremos leído consejos y más consejos acerca de lo que debemos hacer para llevar una vida más sana y para comer correctamente. Muchas veces los leemos y pensamos que tienen razón, pero al poco tiempo se nos olvida todo aquello que considerábamos que era importante.

Se tratan de pequeños detalles que debemos incluirnos en nuestra vida diaria con el fín de que se conviertan en un hábito y no los consideremos como algo esporádico o eventual. Se tratan de consejos muy generales y que no siguen la filosofía de CrossFit al 100% en cuanto a nutrición, pero creemos que puede valer para la mayoría de las personas, sobre todo si antes no tenían en cuenta nada o poco de lo que viene a continuación:

1. CONSUME DIFERENTES TIPOS DE ALIMENTOS DURANTE EL DIA
Para una alimentación saludable, diariamente debes seleccionar diferentes alimentos de los distintos niveles de la pirámide alimentaria. Un consumo variado de alimentos te asegura un consumo variado de vitaminas, minerales y otros nutrientes beneficiosos. Recuerda siempre que debes consumir en menor cantidad los alimentos ubicados en la punta de la pirámide y que son los aceites, las grasas y los azúcares.

2. AUMENTA EL CONSUMO DE VERDURAS Y LEGUMBRES
Estos alimentos proporcionan cantidades importantes de vitaminas y fibra dietética que contribuyen en la prevención de las enfermedades del corazón, de las arterias, así como, de algunos tipos de cáncer como colon. Diariamente debes consumir tres frutas y dos platos de verduras y algún tipo de legumbres como porotos, lentejas o garbanzos al menos una vez por semana.

3. USA PREFERENTEMENTE ACEITES “BUENOS” VEGETALES Y DISMINUYE EL USO DE ACEITES O GRASAS DE ORIGEN ANIMAL
Un consumo elevado de grasa animal como mantequilla, crema de leche, mayonesa, helados y carnes grasosas, constituyen un riesgo importante para el desarrollo de enfermedades del corazón, especialmente por su alto contenido de grasas saturadas. También debes limitar los alimentos que declaren entre sus ingredientes “aceites parcialmente hidrogenados” (grasas trans) porque estos elevan el colesterol LDL (colesterol malo) y disminuyen el colesterol HDL (colesterol bueno o protector) favoreciendo la enfermedad cardiovascular.

4. PREFIERE CARNES COMO PESCADO, PAVO Y POLLO
Estas carnes tienen un menor contenido de grasa total que las carnes de otros animales como cordero, cerdo y algunos cortes de vacuno, así como, de las vísceras (hígado, riñón y otros). Todas aportan una importante cantidad de proteínas de excelente calidad y son una buena fuente de minerales como hierro y zinc.

5. AUMENTA DIARIAMENTE EL CONSUMO DE LECHE Y PRODUCTO LÁCTEOS DESCREMADOS
La leche y derivados lácteos son la principal fuente de calcio en tu alimentación y debes consumirlos durante toda la vida. Selecciona de preferencia las variedades de productos semidescremados o descremados de leches, cultivadas, yogurt, por su menor aporte de grasas especialmente saturadas. Un consumo diario de tres porciones de lácteos contribuirá a cuidar tus huesos y a prevenir la osteoporosis.

6. REDUCE EL CONSUMO DE SAL
Los españoles adicionamos una gran cantidad de sal a las comidas, incluso después que han sido servidas. En un número importante de personas, la hipertensión arterial está asociada con un alto consumo de sal (sodio). La reducción del consumo de sodio contribuye a disminuir el riesgo de hipertensión arterial. “Saca el salero de la mesa”, así reducirás en forma importante el agregado de sal a sus comidas

7. LIMITA EL CONSUMO DE AZUCAR
Para ello debes recordar, que además del azúcar que agregamos al té o al café, hay otros alimentos que incorporan una gran cantidad de azúcar tales como: bebidas gaseosas, mermeladas, chocolates, tortas, pasteles, galletas, cereales para el desayuno y helados. Para reducir el consumo de azúcar debes disminuir o eliminar el consumo de estos alimentos. Estos aportan muchas calorías y pocos nutrientes importantes. Su consumo favorece el desarrollo de la obesidad y la aparición de caries dentales.

8. HAZ DEPORTE A DIARIO
La actividad física y el deporte tienen enormes beneficios para la salud del corazón, de los huesos, del estado de ánimo y del stress. Aumentan el gasto de energía contribuyendo a prevenir y a mejorar el sobrepeso y la obesidad.

Y después de volver a interiorizar todos estos pequeños consejos, ¿piensas seguirlos o tu tienes tus propios métodos para mantenerte sano?

Foto por williamcho